SEGUIDORES, ¡¡¡MUCHAS GRACIAS!!!!

viernes, 20 de noviembre de 2009

Frustración.

Está claro que algún día tenía que llegar…
Ya llevo 4 salidas en las que los bolos han brillado, y no precisamente por su ausencia. Esta temporada, la he dedicado prácticamente a la pesca a curricán y jigging, modalidades que no perdonan, que revientan el físico pero que de vez en cuando (muy de vez en cuando) te aportan alegrías tras la línea. Esta semana llevo 43 kilómetros en 2 salidas, y mi cuerpo ya comienza a notarlo, cansancio, mucho cansancio.
Después del día tonto de ayer, y tras mirar y remirar todas las páginas de meteorología habidas y por haber, no lo tenía claro, así que no me quedó otra que madrugar para ver como iba a amanecer. Tras ver la marea (con poco coeficiente) y la ausencia de olas, el día invitaba a salir por las playas de Conil. Son contados los días en los que se puede disfrutar de una jornada por estas aguas, primero por el acceso de la orilla, y luego por la corriente que suele haber. Ya hacía algún tiempo que no tocaba unas piedras de aquella zona, que en alguna ocasión me dieron buenos resultados.



La idea principal sería jigging ligero, y un equipo preparado para curricán de fondo en el caso de que el primero no funcionara. Pues bien, la orilla no estaba tranquila del todo, unas olas que se levantaban de la nada me hicieron perder tiempo en la salida. Y aún mirando y contando las series, no me perdonaron y tuve que entrar algo mojado. Ya en el agua me dispuse a llegar a las marcas. Por el camino, pequeñas llampugas saltaban en la superficie, y tras dar unas vueltas por la zona, me fui sin ninguna picada.
Llego a la primera piedra, actividad nula. Pruebo con jigs, rubbers y vinilos pero nada de nada. Aproximadamente una hora estoy allí y cuando el frío comienza a aparecer, me voy a palear un poco haciendo curricán. Picadas escasas. Voy a otra marca. Ya llevo ocho kilómetros en mis hombros. Comienzo en otro punto, esta vez parece que hay algo de actividad, pero después de cambiar y probar con varias muestras, nada. Los ánimos comienzan a bajar pero no me queda otra, tengo que llegar hasta la tercera marca, si allí no hubiera nada, tiro para tierra.

Una medusa del lugar


Antes de llegar, veo unos chapoteos arriba del agua, parecen caballas, esta es la mía. Rápidamente coloco unas plumas arriba del jig, con la intención de hacerme con alguna para ponerla como cebo. Ya casi encima de la piedra, pruebo, pero no comen, me extraña que ni a las plumas entren. Definitivamente hoy no es el día. Me coloco en el centro del bolo, que llega hasta el fondo, tiro el jig con las plumas y hago movimientos lentos con él. Es extraño, no entran… cuando de repente, un fuerte tirón me coge desprevenido , el carrete comienza a sonar, comienzo a bombear, pero a la 4 o 5 carrera se va todo al garete, me quedo sin tensión ni peso y cuando recojo veo que me ha partido por el nudo del grillete de las plumas. Palabras malsonantes salen de mi boca, me acuerdo de toda la familia del que ha hecho el nudo en las plumas, del fabricante, de la tienda donde las compré, pero me tengo que aguantar, lo tengo merecido por no haber hecho el nudo yo mismo. La pena ya no es por la picada fallida, ni la muestra, sino que el pez lleva un piercing en la boca y eso es lo me da lástima. Una pena…
De todo se aprende y tras cada salida más conocimientos… Aquí veréis el vídeo, fijaos como torsiona la caña, por la forma de pelear, seguramente sería un dentex o un pargo, con las ganas me he quedado…
Saludos a todos.




11 comentarios:

  1. Ya sabemos que cada día hay alguna sorpresa, pero seamos conscientes de que no todas son positivas, aunque evidentemente de todas se aprende.
    Mis anzuelos me los empatillo yo, mis nudos los hago yo, así se que no hay sorpresa, pero aun así se me han rodo algunos emerillones, lo que por supuesto me hizo recordar a la familia del fabricante, es natural.
    Si vas más por esa zona quizás vuelvas a saludar al del piercing.
    Otro día será.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  2. Mira que da coraje eso , además se nos queda una cara de jilip....... que no se puede aguantar pero bueno es inevitable Edu, la pena es el pircing que lleva.

    Un saludo .

    Jose.Manuel16

    ResponderEliminar
  3. DELCONDADO, yo siempre me hago los aparejos, pero esta vez como no me imaginaba que podría haber caballas (por la fecha), cojí un aparejo que venía hecho "total para caballas..." pero en este deporte nunca se puede bajar la guardia. Este era gordo, seguramente por encima de los 4 o 5 kilos, nunca he visto mi caña de jigging a punto de tocar el puntero con el agua.
    Gracias por los comentarios.
    Saludos compañeros.

    ResponderEliminar
  4. Edu picha, no te preocupes otro dia sera, y revisa todo el meterial,a ver si nos vemos.oye a ver si me das un toke y hablamos de ese carrete, tiene guena pinta y me voy a comprar uno pero me gustaria escuchar tu opinion.Chapeton

    ResponderEliminar
  5. Animo Edu, ya vendrán días mejores, nosotros hemos estado hoy haciendo currican y solo ha caido una caballa, estaba la mar dificil para el kayak y también nos hemos mojao bastante. Un saludo.

    ResponderEliminar
  6. Edu,que mala suerte.Lo siento.Deberías haber dejado los comentarios de despues de perder la muestra tio....hubiera sido de lo más visceral que he oido últimamente....(aunque seguro que alguien te tacharía de soéz por lo que está bién "camuflado").Por cierto, muy guapa la manivela del carrete.
    Un saludo a la peña y un abrazo para ti amigo.

    ResponderEliminar
  7. Edu, cuántas picadas como ésta nos quedan por disfrutar y no todas acabarán de esta forma...

    Por cierto por el piercing no te preocupes que no sé cómo pero muchos consiguen quitarselos con el tiempo, otros no pero siguen viviendo sin problemas...
    Una anécdota, la última sama de 18kg que capturó un amigo pescasub llevaba 3 anzuelos en la boca...

    Un abrazo
    Arturo "Caballa"

    ResponderEliminar
  8. Compañeros hoy he visto el aparejo detenidamente y está muy rozado en su parte inferior, me he dado cuenta que no se rompió por el nudo, sino por la línea con tanto roce. Se ve que el pez comenzaría a rozarse por las rocas o intentó enrocarse, a la primera de cambio la línea se partió con el roce. Seguramente sería un dentex.
    Saludos a todos.

    ResponderEliminar
  9. Txetxute:

    Aupa Edu. No todos los días se pueden dar bien.
    Mucho ánimo y sigue peleando que las capturas llegarán.
    Acuerdate que llega el invierno y la actividad viene a menos.

    Yo todavía no puedo salir cuando quiero, tengo el kayak en mi zona de veraneo. Espero que para marzo pueda dormir debajo de mi nueva casa, salir más a menudo y contaros alguna aventura.

    Saludos

    ResponderEliminar
  10. Yo creo que la culpa la tuvo el color del pomo de la maneta! Jeje. Edu, buena picada. A todos nos está tocando acumular kilómetros de remo. La cosa esta parada. Migraciones troficas, estacionales, un frente frio,…no se qué carajo pasa, y el tiempo tampoco acompaña. Animo, tio.

    Un abrazo
    Gaspar

    ResponderEliminar
  11. Hola TXETXUTE, tengo claro que no todos los días son buenos, sobre todo lo tiene claro mi espalda de tanto palear jajja, pero ya sabes como es esto, siempre se quiere pescar y eso no puede ser. Para colmo,oportunidades de picada como esta muy pocas, así que chincha más todavía. Esperamos impacientes que nos mandes fotos de tus salidas.
    INUIT, yo sí sé que car... pasa, el cambio climático tio. No es normal que por la mañana tengas que salir con un plumífero y al mediodía estés en mangas cortas por el calor que hace(en casi diciembre que estamos). Esto afecta a todo, a las plantas, al campo y como no, a la mar. Cada vez se ven cosas más raras, tu mismo habrás vivido las trombas de agua que han caido por tu tierra, cosas anormales. Pero bueno, tendremos que aguantarnos con el tema, verás cuando lleguen los huracanes y tornados...
    Saludos y gracias por los comentarios.

    ResponderEliminar